Menu

HACIENDO VISIBLE LO INVISIBLE, HACIENDO POSIBLE LO IMPOSIBLE

 

 

Continuando con la serie de artículos que tienen como objetivo acercar al optómetra a una de las tecnologías que le permitirá diagnosticar en su consultorio patología oculares que no son fácilmente detectables en el examen tradicional, la tomografía de coherencia óptica OCT. En esta edición se presenta una innovadora tecnología.

OCT SWEPT SOURCE ANGIOGRAFÍA
Algunas enfermedades como la retinopatía diabética, la degeneración macular relacionada con la edad y el glaucoma, entre otras tienen en común que presentan déficit en la circulación a nivel de la coroides, retina y/o nervio óptico. La evaluación de la circulación en el polo posterior del globo ocular es muy importante en la valoración clínica de pacientes con estas patologías.
La técnica de elección para el estudio de las anormalidades en la circulación del polo posterior ha sido la angiografía (AF) con fluoresceína sódica. Sin embargo, se trata de un estudio invasivo donde es necesario inyectar un medio de contraste (fluoresceína sódica) en la circulación del paciente, que puede ocasionar efectos adversos. Por otra parte, mediante la observación de los patrones angiográficos convencionales, no siempre es fácil diferenciar entre la circulación coroidea y la retinal u observar en detalle la circulación a nivel de la lámina cribosa del nervio óptico.
Sin embargo, un avance reciente de la OCT ofrece información funcional, la OCT angiografía (OCT-A) que es de gran utilidad para el estudio del flujo sanguíneo. Esta es una técnica de imagen novedosa y no invasiva para visualizar la red microvascular. El módulo opcional de Angiografía OCT permite la observación no invasiva de las estructuras microvasculares de la retina. La utilización de tecnología swept source con longitud de onda de 1 micra, permite la adquisición de imágenes de OCT angiografía de alta calidad y excelente definición.
La OCT-A, usa un sistema SS-OCT y un algoritmo para procesar el contraste del movimiento, mejorando la detección de la señal de flujo, la tecnología SSADA (Split-Spectrum Amplitude Decorrelation Angiography, por sus siglas en inglés), que permite hacer angiografía de coroides, retina y nervio óptico basada en tecnología de OCT. Esta tecnología reduce significativamente los ruidos e interferencias en la señal al dividir la señal completa del OCT en bandas estrechas con lo que se puede detectar la circulación, no solo en los grandes vasos de la coroides y de la retina, sino también en los capilares.
Con esta tecnología no es necesaria la inyección de medios de contraste en la circulación del paciente para la adquisición de imágenes angiográficas con lo que se eliminan los riesgos de reacciones adversas. Mediante la utilización de una OCT de 70 kHz de 840 nm se logran imágenes de angiografía de alta resolución y en 3D. La circulación a nivel del polo posterior puede estudiarse en diferentes profundidades, comenzando en la retina para luego ir siguiendo los vasos hasta la coroides.

DIFERENCIAS ENTRE LA AF Y OCT-A
La AF es un estudio dinámico, con diferentes tiempos iniciales, medios y tardíos. En el caso de la OCT-A el estudio es estático, no muestra diferencias en el tiempo. Incluso a pesar de que el estudio está basado en el movimiento de la sangre, el argumento básico -la retina- permanece estática.
La AF muestra imágenes en dos dimensiones mientras que la OCT-A las brinda en tres dimensiones, se logran escaneos en cubo, los cuales se extraen paralelos a la membrana de Bruch o al epitelio pigmentario de la retina.
Una gran ventaja del equipo de OCT-A es que se puede realizar de forma reiterada en el paciente, sin traer complicaciones o efectos secundarios, a diferencia de la AF que presenta una limitación en esta cuestión.
Una gran diferencia entre la OCT-A y AF es que no existen fugas, tinciones o acumulación. Tampoco se tiene una diferencia en tiempos tempranos y tardíos del examen. Las ventajas de las fugas, tinción y acumulación es que exaltan las alteraciones de la pared vascular. Será un desafío la nueva mirada e interpretación de estos eventos en la OCT-A.
El examen con OCT-A es sensible y confiable. Puede hacerse de manera rápida por cualquier operador y aporta un diagnóstico inmediato para decidir el tratamiento que requiere el paciente.

PATOLOGÍAS QUE SE PUEDEN ESTUDIAR CON OCT-A
La tecnología OCTA se puede utilizar para valorar patologías como:
Glaucoma, enfermedades del disco óptico, retinopatías como la diabética, hipertensiva, retinopatías congénitas y adquiridas, degeneraciones maculares juveniles y seniles, desprendimientos serosos o hemorrágicos del EPR, edema macular de diferentes orígenes, oclusiones arteriales y venosas, neovascularización subretinal, intrarretinal y prerretinal, malformaciones vasculares, angiomatosis.

VENTAJAS DE LAS IMÁGENES DE LA OCT-A
• Además de que no es invasivo, es una buena alternativa para realizar el examen en casos de pacientes con problemas cardiológicos, mujeres embarazadas y niños.
• Permite el estudio de la red capilar foveal en múltiples planos en diferentes capas del tejido de la retina. Se visualiza la circulación usando el contraste del movimiento de la sangre y son imágenes en tres dimensiones, además de representarlo en varias capas vasculares.
• Los capilares en las arcadas capilares foveal y macular son mejor observadas que en la AF, donde pueden verse únicamente en marco de los tiempos tempranos.
• La falta de fuga de contraste permite ver anormalidades capilares y neovascularización coroidal mejor que en AF.
• La falta de tinción de las paredes permite observar mejor anormalidades de la columna de sangre.
• La OCT-A provee más información vascular, por ejemplo, en shunt arteriovenosos, colaterales y vasos sanguíneos dilatados.
• La técnica puede proveer una evaluación significativa del tamaño de la lesión, la cual puede ser sobreestimada por la AF cuando es importante el contraste que se fuga.

DESVENTAJAS DE LAS IMÁGENES DE LA OCT-A
• Los equipos de OCT actuales tienen un campo limitado de visión.
• Las hemorragias esconden ligeramente los capilares.
• Los exudados no se ven con facilidad.
• Los microaneurismas no son todos vistos, pero sí los grandes, probablemente aquellos con más fuga en la AF. Cuando en la AF hay fuga de tinción, la OCT-A muestra una ligera falta de los capilares.

• Las paredes teñidas no son vistas por OCTA, pero se ven paredes de los vasos anormalmente oscuras.

A continuación imágenes de algunas alteraciones retinales:

REFERENCIAS
- Agüero CA., Ramón N, Arzabe C. AJ. Lávaque. Angiografía de retina por tomografía de coherencia óptica (OCT-A). CAO Revista Oftalmología Clínica y Experimental. 2016; 9(S): S1-S57.
- Kuehlewein L., D Sarraf,, Sadda SR. OCT Angiography in Age-Related Macular Degeneration. Retina Today. Mayo/Junio 2015; 73-75.
- http://www.topcon-medical.eu/files/EU_Downloads/Products/SS_OCT_Angio/PAAO_OCT_angiography_poster_with_cover_-_201508_2.pdf Recuperado 29 de septiembre de 2017.
 
 
Modificado por última vez enViernes, 20 Octubre 2017 21:18
volver arriba

Secciones

Publicaciones

Links de interés

Síganos en